Concesión de Armas.

"En campo de sable y en abismo un puño cerrado puesto en banda con un guantelete de acero bruñido, rodeado por una orla partida con la mitad diestra de rojo sanguíneo y la otra de sinople. Timbrado por un yelmo de plata, puesto terciado, con siete rejillas de oro y forrado de gules. Superando el yelmo una estrella de cinco puntas en oro. Acolada por detrás la insignia del Arma de Infantería, dos fusiles de chispa cruzados en aspa y armados con bayonetas de cubo, las cajas en marrón y las partes metálicas en acero. Culminando el timbre, en cinta de color gris celeste y letras en sable el lema: MAGNA FERRUM FRATERNITAS"

 

Descripción heráldica.

1. De acuerdo a las "Pautas para la composición heráldica" establecidas en la D 37-3, particularmente:
1. El escudo debe ser representativo.
2. El escudo debe ser distintivo.
3. El escudo debe ser sencillo y llamativo, al más genuino estilo heráldico.

 

1. Se ha diseñado un Escudo de Armas que represente el presente y la esencia de la Brigada de Infantería Nº 5, destacándose la presencia de los colores de las Armas integradas en la Brigada y el color -negro- y el emblema -el puño de acero- que las une bajo la especialidad blindada.

 

El diseño subsecuente se ha establecido de la siguiente forma:

 

1. Escudo.

El escudo es cuadrilongo, en una proporción de 5 partes de ancho (longitud) por 6 de altura (latitud), con la base en semicírculo de 2,5 partes de radio, según las antiguas tradiciones ibéricas.

 

1. Blasón.

 

En abismo sobre el campo de sable, un puño cerrado puesto en banda con un guantelete de acero bruñido, rodeado por una orla partida con la mitad diestra de rojo sanguíneo y la otra de sinople. El primero representa la acción de choque de nuestros medios mecanizados y blindados; símbolo de nuestro brillo, solidez y duración, síntesis pictórica de nuestra coraza, revestidos de la cual, como enseña San Pablo, no le tememos a ningún enemigo, para mantenernos en formación valiéndonos de todas nuestras armas. En el siglo XIII, enseñaba Raimundo Lulio (c. 1232 - c.1316) el simbolismo de las armas del caballero, en su Libro de la Orden de Caballería: "La coraza significa castillo y muralla contra los vicios y falimientos; porque, así como el castillo y la muralla están alrededor cerrados para que nadie pueda entrar en ellos, así la coraza está por todas partes cerrada y ajustada, para significar al noble corazón del caballero, que no ha de poder entrar en él traición, orgullo, deslealtad ni otro vicio." La orla partida, presenta los vivos reglamentarios de las Armas de Combate que forman esta Gran Unidad, que por el Reglamento de Uniformes y Monturas de 1916, se asignó el color "mordoré", una variación del gules, símil heráldicamente al rojo sanguíneo, a la Caballería y el "verde musgo" a la Infantería. El mordoré, palabra francesa formada por los vocablos maure o more y dore, que refiere al color broncíneo muy usado en la Edad Media por los moros en España y Mauritania. Este color distingue desde 1916 a los integrantes del Arma de Caballería en nuestro país acorde al reglamento antemencionado. Constituye la sangre como emblema, a diferencia del gules que la simboliza. El rojo sanguíneo indica fortaleza, la paciencia en batalla y aun así la victoria. Traído del mencionado reglamento el color verde musgo, símil heráldicamente al sinople, símbolo de esperanza, color utilizado de fondo en los cuarteles de los uniformes de los Cazadores de Montevideo de 1807 y desde la institucionalización del Ejército a partir de 1828, para diferenciar a esta tropa, especializada y caracterizada por contar con excelentes tiradores, de la Infantería de Línea que utilizaba el color rojo; cancelada la designación de Cazadores y la de Infantería de Línea, el Arma de Infantería a partir de 1916 pasaría a lucir el vivo verde musgo. El esmalte sable utilizado para el campo del escudo representa el desinterés, el sacrificio por una causa y la muerte por ella, el color negro refiere a los orígenes de los Cuerpos Tanquistas forjados en los fuegos de la Primera Guerra Mundial, quienes lucieron el color negro en sus boinas, prenda representativa que hoy distinguen con boinas negras a las tropas mecanizadas y blindadas del mundo, tal como en su momento fue prenda de los uniformes de los Señores Oficiales y Personal Subalterno del Regimiento "Tte. Gral. Pablo Galarza" de Caballería Blindado No.2. Así mismo nos recuerda el homenaje permanente a todos aquellos integrantes del Ejército que dieron sus vidas por una causa justa caídos en el cumplimiento del deber.

 

1. Ornamentos exteriores.
1. Timbres.

 

Sobre el jefe o parte superior del escudo, un yelmo forjado en plata, puesto terciado (tendiendo a perfil hacia la diestra), con siete rejillas de oro y forrado de gules. Símbolo tradicionalmente reconocido para identificar a los hombres de armas y que, en nuestro caso, reafirma el concepto de la superioridad del ser humano y sus valores sobre los demás elementos del Arte Militar.

 

1. Representación del canal del mando.

 

Superando el yelmo una estrella de cinco puntas en oro, símbolo del nivel jerárquico de Comando de Brigada.

 

1. Insignias del Arma de Infantería.

 

Acolada por detrás del escudo, constituida por dos fusiles de chispa, armados con bayonetas de cubo, cruzados en aspa triunfal; las cajas en marrón y las partes metálicas en acero. Encastradas en dichos fusiles están las bayonetas de cubo.

 

1. Lema.

 

En la divisa ubicada sobre el escudo y los timbres, en forma de cinta color cielo y letras negras, contiene el voto que nuestro lema pronuncia:

 

"MAGNA FERRUM FRATERNITAS"

 

Por su significado en latín de "La Gran Hermandad de Acero." El concepto de hermandad refiere a que la Brigada es en sí misma una escuela de moral estoica, que nos dice que la felicidad está en el vivir conforme a la naturaleza; su doctrina de la ley natural, convierte la naturaleza humana en norma para evaluar las leyes e instituciones sociales. Los estoicos procuraban alcanzar la libertad y la paz haciéndose ajenos a las comodidades materiales y la fortuna externa, dedicados a una vida guiada por la razón y la virtud. Su moral consideraba toda persona como miembro de una familia universal; siendo temprana ayuda en romper barreras regionales, sociales y raciales, y preparar el camino para la propagación de una comunión universal. La moral estoica es una derivación lógica de las enseñanzas del sabio Aristóteles sobre la amistad. Este filósofo acuñó el ideal clásico de la amistad, considerada en su tratado de Política como "el mayor de todos los bienes que un Estado pueda ostentar y el mejor modo de impedir las discordias", valorizando el respeto mutuo y las virtudes personales. Aristóteles afirma que los sentimientos de afección entre los amigos y los caracteres distintivos de la amistad proceden, al parecer, del amor que uno se tiene a sí mismo (Ética a Nicómaco VIII, 5,1157b 32-36). La amistad es, en efecto, una comunidad que incluye la concordia entre los amigos, cuando éstos están de acuerdo sobre lo que les conviene y lo eligen, y llevan a la práctica lo acordado en común. No obstante, para definir la amistad, este filósofo recurre a una cita de la Ilíada (Canto X, 220) señalando que amigos son "dos que marchan juntos". Ese marchar juntos no hace referencia a un acontecimiento fortuito o causal, sino a que la amistad es una forma de opción en la que ciertas personas que se asemejan por su virtud deciden, por voluntad propia, seguir un mismo camino signado por la igualdad entre ellos y la justicia de sus procederes; los amigos se tratan unos a otros de la misma manera, lo que unos desean para el otro es idéntico. Si observamos la cita original en la Ilíada, vemos el sentido con el que Aristóteles rescató la frase de Homero. En la Guerra de Troya, un valiente guerrero griego reclama como compañero a su amigo de antaño para penetrar en el campamento enemigo de los troyanos advirtiendo que "marchando los dos juntos, el uno alcanza a ver antes que el otro". Así, el marchar juntos del que habló Aristóteles no implica una simple compañía sino el riesgo compartido de dos guerreros, que explica el modo incondicional en que las personas somos capaces de compartir nuestra suerte con otras personas. Centrada en ese pensamiento clásico, la Brigada alumbra el nacimiento de una hermandad, nueva y antigua a la vez, que reúne la Caballería y la Infantería en torno al espíritu Blindado, con la noción estoica: "La amistad es un alma que habita en dos cuerpos; un corazón que habita en dos almas." Potente resonancia del designio de nuestro Prócer, el General Artigas: "que nada sea capaz de contrariar nuestra unión y en lo sucesivo, sólo se vea entre nosotros una gran familia de hermanos." La evocación del Acero, por su solidez, manifiesta que la Brigada de Infantería N°5 es partícipe de la salvaguarda de los más grandes intereses de la Nación, por lo cual se impone que los recursos humanos y materiales que la constituyen se organicen con la más sólida previsión moral y orgánica. El color gris celeste rememora con sencillez a las tropas paracaidistas de nuestro país, que una vez tuvieron el honor de complementar la integración orgánica de esta Brigada.

 

Denominación de la organización.

 

La Denominación de la Unidad es una breve y expresiva sentencia que figura en una cinta o listón, en la parte inferior del escudo, no se considera parte del mismo. La cinta, en fondo cielo con letras en sable, expresa su denominación de Gran Unidad: B. de Infantería.

Ruta 14 Km.185 - Tel.: (+598) 4362 1392   -   E-mail.: bi5@ejercito.mil.uy   -   Santa Bernardina - DURAZNO - Republica O. del Uruguay